"Mi Heart-Wall® era de roble y se derribó hace un año y medio. Desde que cayó el muro, he avanzado a pasos agigantados en la profundización de mi cuidado y aceptación del amor propio. La capacidad de desarrollar límites más claros se ha fortalecido y tengo un mayor conocimiento de que por derecho de nacimiento SOY digna de que se satisfagan mis necesidades y se exploren mis deseos.... ¡primero para mí! A medida que mi copa rebosa, mis dones de servicio se ofrecen de una manera más sana. He profundizado MUCHO en mi aprendizaje y estoy disfrutando de mi viaje vital de descubrimiento".

~Patricia S., Ontario, Canadá

Aunque Discover Healing no puede garantizar ningún resultado específico y los testimonios enviados no constituyen una garantía o predicción con respecto al resultado de cualquier persona que utilice El Código de la Emoción® para cualquier asunto o problema concreto, los testimonios publicados reflejan las experiencias de estos usuarios específicos.